¿No sería perfecto que los estudiantes de colegios o universidades pudiesen aprender sobre la industria espacial construyendo su propio satélite? Aunque los satélites son ahora mucho más baratos que antes, y de hecho algunos colegios y universidades lanzan sus propios CubeSats, por el momento sigue siendo algo inaccesible a la mayoría de centros. E incluso cuando el dinero no es un problema, puede que el tiempo lo sea, ya que diseñar y construir un satélite, por muy pequeño que sea, requiere mucho tiempo. En SpaceRobotics hemos encontrado una solución para que los estudiantes aprendan sobre la industria espacial mientras se divierten diseñando y construyendo en tan solo unas pocas horas sus propios satélites.

 

 

La idea para este juego surgió durante una colaboración con ingenieros de ESTEC que venían de dibujar los primeros planos de un satélite cuya construcción aún no ha sido confirmada. Estábamos hablando de como empiezan a diseñar un satélite, del principio del todo, antes de que nada se haya decidido, y nos contaron una anécdota curiosa sobre cómo lo hacen. Aparentemente, todos los ingenieros involucrados en el proyecto se reúnen para una lluvia de ideas, y mientras se exponen todo tipo de propuestas tienen sobre la mesa un “juguete” similar al Sñr. Potato que les permite poner o quitar cualquier pieza en la estructura principal de un satélite a escala. Con este juego, pueden construir un satélite al completo en cuestión de segundos, lo que les permite visualizar y considerar cientos de posibles diseños en una sola reunión.

 

 

Por supuesto, aunque de una manera u otra los satéites y sondas siempre son impresionantes, ese no es el objetivo de estas peculiares reuniones. Los ingenieros utilizan esta curiosa técnica de visualización para buscar la forma más adecuada de disponer cada instrumento, equilibrar el peso de carga, elegir el mejor diseño para la estructura principal, seleccionar la técnica de despliegue de los paneles solares y para tomar otras muchas decisiones. Una vez coinciden en un primer boceto, el siguiente paso es hacer unos primeros cálculos. Esto incluye un balance preliminar de la corriente generada y consumida y las primeras comprobaciones de los límites presupuestarios y de peso.

 

 

Con esta divertida forma de iniciar un proyecto en mente, hemos desarrollado un juego de mesa educativo original de SpaceRobotics que recrea estos primeros momentos. Durante el juego, los estudiantes deben trabajar en grupos. Cada grupo recopila información sobre instrumentos científicos, componentes de satelites, opciones para el suministro de energía y vehículos de lanzamiento para diseñar el satélite o sonda que mejor se ajsute a la misión de exploración que se les ha asignado. Mientras se divierten, aprenden sobre el trabajo en equipo, ciencia y la industria espacial. Si quieres saber más acerca de este proyectos o estás pensando en contratar este taller (disponible para todas las edades) o en comprar el juego, no dudes en contactarnos y contestaremos lo antes posible.